La enfermedad de tino

La enfermedad de Parkinson apartó a Tino de sus pasiones. Cerebro profundo

La desnutrición en los pacientes de edad avanzada es una condición común. Sin embargo, existen evidencias sobre los factores de riesgo específicos y los problemas de malnutrición en pacientes geriátricos con enfermedades neurológicas. En esta revisión, resumimos los conocimientos recientes sobre la malnutrición en diferentes enfermedades neurológicas, centrándonos en los pacientes de edad avanzada. Esta visión general también proporciona estrategias para una evaluación más específica y profunda de los pacientes neurogeriátricos para mejorar la identificación y el tratamiento de la malnutrición. El tratamiento temprano y consecuente de la desnutrición puede conducir a una menor progresión de la enfermedad neurológica y a una mejor calidad de vida en los pacientes geriátricos.

En la práctica clínica, la ingesta nutricional puede verse comprometida en contextos de (1) inanición crónica pura sin inflamación (por ejemplo, anorexia nerviosa), (2) condiciones con inflamación leve sostenida (por ejemplo, cáncer, artritis reumatoide), y (3) enfermedad aguda con inflamación significativa que eleva el gasto energético en reposo (por ejemplo, neumonía) (Jensen et al., 2010). El efecto catabólico de la respuesta inflamatoria en la enfermedad crítica promueve que los pacientes geriátricos tengan más dificultades para compensar los episodios hipocalóricos (Jensen et al., 2010). Por lo tanto, es importante tener en cuenta que las condiciones inflamatorias pueden ser de naturaleza crónica en algunos trastornos neurodegenerativos, agravando la pérdida de masa y función muscular durante muchos meses o incluso años. El estado en el que la inflamación conduce a una disminución de la masa corporal magra que se asocia a un deterioro funcional se denomina “malnutrición relacionada con la enfermedad” (DRM). Por tanto, la desnutrición puede presentarse como DRM o como inanición (privación de alimentos). La DRM puede clasificarse además como caquexia (DRM inducida por la inflamación en presencia de enfermedades agudas o crónicas) o como DRM no caquéctica (sin inflamación) (White et al., 2012; Malone y Hamilton, 2013). Dado que muchos trastornos neurológicos y neurodegenerativos van acompañados de procesos inflamatorios, estas enfermedades podrían conducir intrínsecamente a la desnutrición.

D22 16B Sistemas que salvan vidas Directrices

Ser diagnosticado de una enfermedad crónica es difícil, y casi seguro que implica algunos cambios importantes en su vida.  Puedes adaptarte a vivir con una enfermedad crónica si te informas bien y hablas con la gente… CHEQUEA

¡¡Hola de nuevo y bienvenidos a la cuarta entrega sobre el síndrome de fatiga crónica!! Me he retrasado un poco en este post (¡lo siento!), pero tengo un tema emocionante para el post de la semana que viene – mi propia visita a un Naturopat…LEER LA HISTORIA

¡¡Hola y bienvenidos a la tercera entrega de una serie sobre el síndrome de fatiga crónica!! Una vez más, mi nombre es Bethwyn y esta vez voy a hablar de las posibles causas y factores de riesgo que pueden conducir a un diagnóstico …LEER LA HISTORIA

¡Hola de nuevo! Así que esta es la segunda entrega sobre las enfermedades crónicas (Lee la primera parte aquí) – específicamente sobre el Síndrome de Fatiga Crónica. Soy Bethwyn, tu guía en esta compleja y a menudo confusa cuestión.

Acabo de despertarme. Este es un momento difícil del día: me lleva al menos una hora y media poner mi cuerpo en marcha, a menudo más. Y la fuerza no va a ayudar. Me levanto lentamente para sentarme…LEER LA HISTORIA

Conferencia de médicos y pacientes sobre NTM y bronquiectasias 2019 09

Tino Dyhring, MSc, PhD, es director de Farmacología Molecular y Celular en Saniona. Anteriormente, el Dr. Dyhring fue científico senior en Pcovery y director de biología en la División de Descubrimiento de NeuroSearch. Su investigación se centra en la bioquímica y la farmacología molecular de los canales iónicos y, a lo largo de su carrera, ha participado en programas de descubrimiento y desarrollo de fármacos tanto internos como en colaboración. El Dr. Dyhring cuenta con más de 20 años de experiencia investigadora en el descubrimiento de fármacos, con una trayectoria consolidada en la generación de diversos candidatos preclínicos y clínicos.El Dr. Dyhring se doctoró en fisiología celular en la Universidad de Copenhague (Dinamarca) y ha publicado 34 artículos en revistas especializadas. También es coinventor de más de 60 patentes (tanto de compuestos como de invenciones tecnológicas).

Tino Chibebe, autor de “La oportunidad negra”

Se inscribieron un total de 161 pacientes con ELA. Las evaluaciones incluyeron la Escala de Calificación Funcional de la ELA revisada y el Cuestionario de Evaluación de la ELA (ALSAQ-40). El análisis de los datos incluyó análisis de regresión lineal y multivariante.

La puntuación de la ALSFRS-R (β = 0,75, p < 0,001), la depresión (β = 0,08, p < 0,001), el dolor (β = 0,07, p < 0,001), la desesperanza (β = 0,07, p = 0,001) y la tasa de progresión (β = 0,02, p = 0,02) explicaron el 76% de la varianza del índice resumen del ALSAQ-40. La tasa de progresión explicó por sí sola el 7% de la varianza del índice resumen del ALSAQ-40. Los subdominios de bienestar emocional, seguidos por el de AVD y, por último, el de comunicación y alimentación, fueron los más influenciados por el índice de progresión.