Fluidasa mocos garganta

Cómo eliminar la mucosidad de los pulmones de forma natural

«La mucosidad es esencial para la protección de tu cuerpo», dice Jeffrey Spiegel, cirujano de oído, nariz y garganta de la Universidad de Boston. «Es una barrera protectora y te permite respirar cómodamente. Si no tuvieras mucosidad, lamentarías mucho no tenerla».

La mayoría de nosotros piensa que el moco es algo que se filtra por la nariz, pero lo cierto es que también se segrega en la tráquea y otros conductos que transportan el aire a través de los pulmones, donde técnicamente se llama flema. Dondequiera que se produzca, el moco es una mezcla de agua y proteínas, y la mayor parte es empujada hacia la parte posterior de la garganta por unos pelos microscópicos llamados cilios.

Tanto si eres consciente como si no, estás tragando constantemente toda esta mucosidad, que acaba inofensivamente en tu estómago. «Tragas, de media, dos veces por minuto, incluso cuando duermes por la noche», dice Michael Ellis, otorrinolaringólogo de la Universidad de Tulane.

Ellis afirma que, por término medio, una persona produce alrededor de 1,5 cuartos de galón de moco al día y, en contra de lo que podría pensarse, no varía mucho. Pero esa mucosidad se diluye con otra secreción acuosa (llamada líquido seroso), que puede variar mucho en función de la salud.

Flema atascada en la garganta durante meses

La mucosidad es producida por las células de la nariz, los senos paranasales y los pulmones.    Se compone de agua, sal y varias proteínas que ayudan a atrapar los gérmenes y las partículas de suciedad. Las enzimas antibacterianas y las proteínas del moco, llamadas anticuerpos, reconocen los gérmenes para que puedan ser eliminados por el resto del sistema inmunitario, y protegen de las infecciones.

La mucosidad espesa y seca puede irritar la garganta, es difícil de eliminar y es más frecuente en personas mayores y en climas secos del interior. El aire acondicionado, la calefacción de invierno, la deshidratación y algunos medicamentos pueden agravar la afección.

Las infecciones del oído medio son frecuentes en la primera infancia, y especialmente en los niños que padecen rinitis alérgica (fiebre del heno). La inflamación alérgica provoca una hinchazón en la nariz y alrededor de la apertura del canal auditivo, lo que interfiere en el drenaje del oído medio.

Los estudios han demostrado que la leche no tiene ningún efecto sobre la capacidad pulmonar y no desencadena síntomas en pacientes con asma. Cuando la gente dice que tose después de tomar leche fría, suele ser debido a la inhalación de aire frío mientras se bebe. Este síntoma suele desaparecer si se calienta la leche.

Sensación de mucosidad atascada en la garganta y de no poder respirar

¿Cuánta agua debo beber al día? Todos hemos oído que debemos beber ocho vasos de agua al día, pero ¿hay algo de cierto en ello? Nos fijamos en ello para separar los mitos de los hechos.

Lo que comes puede favorecer la proliferación de flemas. Los productos lácteos, ciertos cereales, los dulces, la carne roja y las bebidas con cafeína son ejemplos de alimentos que pueden aumentar la producción de mucosidad.18

La producción excesiva de mucosidad suele estar causada por una infección similar a la del resfriado. Por lo tanto, la respuesta más obvia a cómo reducir la mucosidad es dar a su sistema inmunológico el mejor apoyo posible para combatir la infección.

Leer másGuía para reforzar su sistema inmunitarioTienda de vitaminas y suplementosLos consejos de este artículo son meramente informativos y no deben sustituir a la atención médica. Consulte a su médico de cabecera o profesional sanitario antes de probar cualquier suplemento, tratamiento o remedio. Los complementos alimenticios no deben sustituir a una dieta variada y equilibrada y a un estilo de vida saludable.

Temas relacionadosResfriado y gripeAutor: Bhupesh PanchalSenior Regulatory Affairs AssociateSe unió a Holland & Barrett: Abr 2019Master Degree in Toxicology and BSc Hons in Medical BiochemistryBhupesh comenzó su carrera como Toxicólogo Clínico para Public Health England, asesorando a los profesionales de la salud de todo el país sobre cómo manejar casos clínicos de exposición adversa a suplementos, productos farmacéuticos, cosméticos, productos químicos industriales y productos agrícolas.

¿Por qué tengo tantos mocos por la mañana?

Si utiliza un broncodilatador, úselo antes de inhalar suero salino hipertónico. Si su equipo médico le ha recetado manitol (Bronchitol®), utilice un broncodilatador antes de tomarlo. Luego, si utiliza dornasa alfa (Pulmozyme®), úselo a continuación, antes de realizar las técnicas de limpieza de las vías respiratorias. Si sigue este orden, el tiempo que dedique a las técnicas de desobstrucción de las vías respiratorias será más eficaz y la tos más productiva. La mucosidad será más fácil de mover desde las vías respiratorias más pequeñas a las más grandes si las vías respiratorias ya están ensanchadas y la mucosidad es más fina y menos pegajosa.

La sal atrae el agua a las vías respiratorias, lo que diluye la mucosidad y facilita su expulsión. Las investigaciones han demostrado que la inhalación de solución salina hipertónica dos veces al día ayuda a las personas con fibrosis quística a experimentar menos infecciones pulmonares.

Las personas de 6 años o más, o que tienen un volumen espiratorio forzado (FEV1) mayor o igual al 40 por ciento previsto, podrían tomar solución salina hipertónica, pero se ha estudiado en niños más pequeños. Antes de prescribirla, su equipo de atención a la FQ puede realizar algunas pruebas para ver si la solución salina hipertónica es adecuada para usted.