Dolor de pies al correr

Cómo solucionar el dolor de pies al correr

Como corredor, tus pies sufren mucho. Incluso con la amortiguación de la entresuela más avanzada de la humanidad, las lesiones son muy comunes, ya que se ha demostrado que cada golpe de pie produce una fuerza equivalente a entre tres y siete veces el peso del cuerpo, lo que equivale a una gran cantidad de presión, e inevitablemente se producen lesiones, algo que ningún corredor desea. A continuación, Pete Talbot, fisioterapeuta de P3RFORM, repasa las tres lesiones más comunes del pie al correr y cómo tratarlas si tienes la mala suerte de sufrir una.

1.Fascitis plantarLa fascitis plantar es una de las causas más comunes de dolor de pies en los corredores y suele presentarse como un dolor agudo y punzante en el talón, que suele ser más intenso a primera hora de la mañana. La fascitis plantar se produce cuando la presión y el estiramiento excesivos dañan el ligamento y éste se inflama o incluso se desgarra.Causas: Puede ser por tener el pie muy arqueado, por llevar zapatillas/zapatos que no sujetan el pie adecuadamente o por cambios bruscos en la carga de entrenamiento o por empezar nuevas actividades.Prevenirla: Sigue un programa de entrenamiento estructurado sin picos repentinos de carga de entrenamiento y realiza ejercicios de fortalecimiento junto a la carrera. Además, el uso de un calzado adecuado es clave no sólo para tu entrenamiento sino también si pasas gran parte del día de pie.Trátalo: Inicialmente, reposo y hielo para ayudar a controlar el dolor y utilizar una pelota de tenis o agua congelada en una botella para masajear la planta del pie. También se pueden tomar antiinflamatorios, pero es mejor pedir consejo a un farmacéutico o a tu médico de cabecera antes de tomarlos.

Fuera del dolor de pies al correr

Los artículos de Verywell Fit son revisados por médicos certificados y profesionales de la salud especializados en nutrición y ejercicio. Los revisores médicos confirman que el contenido es exhaustivo y preciso, y que refleja las últimas investigaciones basadas en la evidencia. El contenido se revisa antes de su publicación y en caso de actualizaciones sustanciales. Más información.

Una queja común entre los caminantes, corredores y otras personas que hacen ejercicio es el dolor en la parte superior del pie, justo debajo de los cordones de los zapatos. En algunos casos, este dolor se debe a una inflamación de los tendones extensores, lo que da lugar a una afección denominada tendinopatía del extensor del pie o «tendinitis».

Los tendones extensores corren a lo largo de la parte superior del pie y le dan la capacidad de tirar de él hacia arriba y enderezar los dedos. Aunque es poco frecuente, también se puede padecer una tendinitis extensora en la mano. En ambos casos, los tendones son vulnerables porque no están protegidos por huesos, músculos o tejido graso.

Si padeces una tendinitis de los extensores, sentirás dolor en la parte superior del pie al correr o caminar. Es posible que veas una hinchazón en la parte superior del pie y que notes un gran bulto en alguna parte del tendón.

Dolor en la parte superior del pie al correr

Los artículos de Verywell Fit son revisados por médicos certificados y profesionales de la salud especializados en nutrición y ejercicio.

Dolor en el interior del pie después de correr

La mayoría de los corredores experimentan dolor en la planta del pie en algún momento de su carrera. No es de extrañar si pensamos en la gran presión que se ejerce en esta zona cuando el pie entra en contacto con el suelo y cuando se empuja. El dolor en la parte anterior del pie puede variar desde una molestia que hace que correr sea menos agradable hasta un dolor más severo que le impida correr.Enseñar a diagnosticar de qué estructura procede el dolor está fuera del alcance de esta entrada del blog. Hay muchas estructuras en un espacio relativamente pequeño, y no es raro que se irriten varias estructuras simultáneamente. Además, nuestros podólogos han necesitado al menos cuatro años de estudios universitarios y años de experiencia clínica para dominar la evaluación y el diagnóstico del dolor en el antepié, por lo que una entrada de blog no va a ponerte al día. Sin embargo, puedo enseñarte a determinar si el dolor se origina en los tejidos blandos o en los huesos, algunas cosas sencillas que puedes hacer para ayudarte a ti mismo y cuándo deberías acudir a un experto para que te revise la parte anterior del pie.Lesiones de tejidos blandos en la parte anterior del pieComo se ha mencionado, hay muchas estructuras de tejidos blandos en la parte anterior del pie, como músculos, tendones, fascias, ligamentos, cápsulas articulares, nervios y bursas. Por lo tanto, aunque la naturaleza del dolor suele variar en función de la estructura en la que se origine, el momento en que se experimenta el dolor y la forma en que se ve afectado por la actividad de carga suelen ser similares.